Con la marea
Erizo de mar.
Pixabay

Asturias continúa la lucha para recuperar otro tesoro del mar

El Principado de Asturias ha liberado este mes en la ensenada de La Arquina, situada al este del puerto de Cudillero, 12.000 juveniles de erizo de mar de un año de edad y entre 10 y 25 milímetros de tamaño. Los ejemplares han sido criados…

El Principado de Asturias ha liberado este mes en la ensenada de La Arquina, situada al este del puerto de Cudillero, 12.000 juveniles de erizo de mar de un año de edad y entre 10 y 25 milímetros de tamaño. Los ejemplares han sido criados en el Centro de Experimentación Pesquera de Castropol.

En esta misma zona la Consejería de Desarrollo Rural y Recursos Naturales depositó en octubre del año pasado 10.000 erizos adultos de más de 50 milímetros, procedentes de la zona de Las Gemelas, en Gijón, y se soltaron también 8.000 juveniles del Centro de Experimentación Pesquera de Castropol.

La combinación del trasplante de ejemplares adultos junto con la liberación de otros jóvenes es una estrategia que se inició en 2015 en Luarca, con la finalidad de que los mayores proporcionen protección a los pequeños, favoreciendo así el asentamiento y una mayor eficacia de las repoblaciones.

El Principado persigue con estas medidas la recuperación de zonas que en 1991 mostraban una biomasa explotable de unos 20.000 kilogramos y que quince años después, en 2006, estaban prácticamente esquilmadas.

También impulsa otras actuaciones para la recuperación de este recurso, que actualmente muestra claros signos de sobreexplotación. En este sentido, el 5 de septiembre de 2016 se estableció una veda de dos años para la extracción del oricio (Paracentrotus lividus), revisable en función de la evolución de la especie.