Con la marea
Erizo de mar.
Morguefile

Asturias recupera el «oricio»: suelta de juveniles y veda

La Consejería de Desarrollo Rural y Recursos Naturales del Gobierno de Asturias ha liberado en la ensenada de La Arquina, situada al este del puerto de Cudillero, 6.000 juveniles de erizo, de entre ocho meses y un año de edad, con un tamaño de 15 a 20 milímetros. Hace un mes se liberaron en la misma zona 800 kilogramos de erizos adultos de unos 50 milímetros.

La suelta tiene como objetivo la recuperación de una zona en la que los estudios realizados en 1991 mostraban un campo con una biomasa explotable de alrededor de 20.000 kilogramos y que en la posterior revisión de 2006 aparecía prácticamente esquilmado. En la última prospección realizada, previa al traslado de los adultos, no se detectó la presencia de poblaciones de erizos.

Por ello, la Consejería ha establecido una veda de dos años para el erizo de mar, tanto para mariscadores profesionales como recreativos.

La combinación de traslados o trasplantes de adultos con la liberación de juveniles es una estrategia novedosa en el litoral asturiano, que se inició en 2015 en la zona de Luarca. Esta fórmula busca que los adultos trasplantados proporcionen protección a los juveniles repoblados, lo que podría favorecer las tasas de asentamiento de los juveniles y el éxito de las repoblaciones.

Por otra parte, la Consejería ha detectado en los últimos meses un incremento muy importante de la extracción de anémona de mar u ortiguilla en la costa de Asturias y ha decidido adoptar una serie de limitaciones a su pesca para no comprometer su sostenibilidad en el futuro. La extracción se realizará exclusivamente a pie en la zona intermareal, el cupo máximo diario es de 20 kg por mariscador y se establece una veda para su extracción desde 1 de abril al 31 de mayo.

Las Cofradías de Pescadores están obligadas a remitir mensualmente información precisa del pesaje de las capturas de anémona por cada mariscador, con el fin de evaluar la evolución del recurso.