Con la marea
Buque oceanográfico "Emma Bardán".

Dos buques cartografían los fondos de Cantabria

La Secretaría General de Pesca está cartografiando los fondos marinos frente a la costa de Cantabria para avanzar en el conocimiento de los espacios de los que todavía no se tenía información. Para ello, dos buques de investigación pesquera y…

La Secretaría General de Pesca está cartografiando los fondos marinos frente a la costa de Cantabria para avanzar en el conocimiento de los espacios de los que todavía no se tenía información. Para ello, dos buques de investigación pesquera y oceanográfica del Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, “Emma Bardán” y “Vizconde de Eza”, están realizando desde febrero campañas de estudio la zona.

El buque de investigación pesquera y oceanográfica “Emma Bardán” reconoce un área comprendida entre las isóbatas de 10 y 100 metros pertenecientes a la plataforma cántabra. Con ello se busca finalizar el estudio de la zona somera comprendida entre Oriñón y Cabo de Ajo, que ya se había iniciado en 2011, y a continuación abordar la mayor superficie posible del norte de Cantabria, entre Cabo de Ajo y el río Deva, como límite occidental con el Principado de Asturias.

El buque oceanográfico “Vizconde de Eza” ha finalizado ya su primera intervención, iniciada a mediados de febrero. Gracias a la utilización de su ecosonda multihaz de alta resolución, se ha podido realizar el levantamiento cartográfico de detalle en áreas de entre los 100 y 200 metros de profundidad. Este trabajo se ha unido a estudios sísmicos y toma de muestras del fondo marino, tanto de sedimentos blandos como de rocas, allí donde se han identificado áreas de esta categoría.

Una vez finalizada la obtención de información a bordo, comienza un importante y minucioso trabajo de laboratorio para el procesado de esta información y la realización de las cartas correspondientes.

Las campañas de cartografiado tienen como finalidad la prospección de los fondos marinos para conseguir un levantamiento cartográfico y caracterización de lecho marino, que permita obtener un mayor conocimiento de la geomorfología de nuestros fondos. Para ello, la Secretaría General de Pesca dispone de tres buques oceanográficos, “Emma Bardán”, “Miguel Oliver” y “Vizconde de Eza”, equipados con tecnología punta en equipos de hidroacústica, que permiten la obtención de datos de alta calidad.