Con la marea
Pescadores recogen las redes.
Irekia

La campaña de la anchoa puede ser la mejor en 10 años

La biomasa de juveniles de anchoa en aguas del Golfo de Vizcaya se estima en unas 370.000 toneladas, la mayor desde 2003, lo que vaticina unas capturas muy favorables para la costera de la anchoa de 2017. Así se desprende de los análisis realizados por los investigadores de AZTI en septiembre a bordo de los buques oceanográficos Emma Bardán y Ramón Margalef, pertenecientes a las flotas de la Secretaría General de Pesca y del IEO, durante la campaña científica «Juvena 2016».

A través de la emisión de ultrasonidos, que alcanzan hasta los 400 metros de profundidad, se ha determinado por el eco obtenido tanto la estima de biomasa de juveniles de anchoa, de unas 370.000 toneladas, como su localización, en su mayor parte fuera de la plataforma continental. A su vez las capturas realizadas durante el recorrido han permitido determinar el tamaño medio de los juveniles, que llegan a unos siete centímetros.

«Juvena 2016» tiene como objetivo determinar la abundancia y distribución espacial de los juveniles de anchoa, estudiar su estado y analizar los factores ambientales que afectan a su supervivencia, todo ello orientado a predecir la cantidad de biomasa que alcanzará la edad adulta el año próximo.

La importancia de la campaña radica en que sólo a través de una gestión sostenible es posible garantizar la supervivencia de la especie y el futuro de la actividad económica que genera esta pesquería tanto en el sector pesquero como en la industria conservera y alimentaria, y que emplea a más de 3.500 personas.

El análisis de los datos de esta campaña, financiada por el Gobierno Vasco, el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente y el Instituto Español de Oceanografía (IEO), permite efectuar recomendaciones a las autoridades pesqueras sobre los riesgos asociados a las capturas admisibles de anchoa y en caso de que los datos así lo aconsejen abrir o cerrar la pesquería y recomendar el TAC para la temporada venidera.